La Buena Voluntad de Dios, Agradable y Perfecta. Romanos 12:1-2; Hebreos 13:21.

5 de abril de 2009


Introducción. Recite Romanos 12:1-2. En las semanas pasadas hemos estudiado el pasaje de Romanos 12:1-2 en el contexto de la transformación de una persona de este mundo a una siervo de Dios. Y este domingo quisiera platicar con ustedes sobre ¿adónde es el fin de esta transformación? En otras palabras, sabemos que antes que la transformación ocurra somos “muertos en nuestros delitos y pecados”, Efesios 2:1, y cuando somos bautizados por el perdón de nuestros pecados, en obediencia del evangelio, comenzamos el proceso de esta transformación, y quisiéramos saber ¿qué fin tiene esta transformación?

 

I.         Tenemos una idea del fin a que vamos a ser transformados por versículo 2 de Romanos 12, que dice “buena voluntad de Dios, agradable y perfecta.”

            A.        Tenemos que entender que Dios es perfecta. Mateo 5:48.

            B.        Su buena voluntad es perfecta. Romanos 12:2.

            C.        El camino de Dios es perfecto. 2 Samuel 22:31; Salmo 18:30 “En cuanto a Dios, perfecto es su camino y acrisolada la palabra de Jehová; escudo es a todos los que en él esperan.”

            D.        Deuteronomio 32:4. “ Él es la Roca, cuya obra es perfecta, porque todos sus caminos son rectos. Es un Dios de verdad y no hay maldad en él; es justo y recto.”

 

II.       ¿Cómo es el hombre? Ezequiel 28:15. “Perfecto eras en todos tus caminos desde el día que fuiste creado, hasta que se halló en ti maldad.”

            A.        Es la buena voluntad de Dios, agradable y perfecta que seamos perfectos como Dios es perfecto. Mateo 5:48; 1 Reyes 8:61. “Sea, pues, perfecto vuestro corazón para con Jehová nuestro Dios, andando en sus estatutos y guardando sus mandamientos, como en el día de hoy.”

            B.        Entonces el hombre cuando fue creado por Dios era perfecto, pero por su pecado, iniquidad y injusticia no quedó perfecto.

            C.        Por este sabemos también, según la Biblia, el hombre y la mujer no son perfectos, porque tiene pecados.

            D.        Si el hombre o la mujer quiere ser perfecto tiene hacer lo necesario para quitar sus pecados.

 

III.      ¿Qué tiene que hacer el hombre para ser perfecto?

            A.        Había algunos en la Biblia mencionados como perfectos: Noé, Génesis 6:8-9; Jacob, Números 23:21; David, 1 Reyes 11:4,6; Asa, 1 Reyes 15:14; Job, Job 1:1; Zacarías and Elisabet, Lucas 1:6; Nataniel, Juan 1:47.

 

            B.        Dios quiere seamos de corazones perfectos por obedecer su palabra. 1 Reyes 8:61. “ 61Sea, pues, perfecto vuestro corazón para con Jehová nuestro Dios, andando en sus estatutos y guardando sus mandamientos, como en el día de hoy.”

 

            C.        Hay que temer a Dios y apartarse de mal. Job 1:8. “ 8Y Jehová dijo a Satanás: ¿No has considerado a mi siervo Job, que no hay otro como él en la tierra, varón perfecto y recto, temeroso de Dios y apartado del mal?”

                        1.         2 Corintios 7:1. “1Así que, amados, puesto que tenemos tales promesas, limpiémonos de toda contaminación de carne y de espíritu, perfeccionando la santidad en el temor de Dios.”

 

            D.        Dios en su sabiduría ha provisto todo para nosotros para que seamos perfectos. Efesios 4:11-16.

 

            E.        Dios nos ha provisto su palabra para dirigirnos a la perfección. 2 Timoteo 3:16-17.

 

            F.        Guardemos la palabra de Dios. 1 Juan 2:5.

 

            G.        Amémonos unos a otros, para que el amor de Dios sea perfeccionado en nosotros. 1 Juan 4:12.

 

            H.        Dios quiere que presentemos a cada hombre y mujer perfecto. Colosenses 1:28.

 

            I.         Dios está trabajando en nosotros cada día y no va a dejar su obra en cada uno de nosotros. Filipenses 1:6. “ 6estando persuadido de esto, que el que comenzó en vosotros la buena obra, la perfeccionará hasta el día de Jesucristo”;

 

            J.         Su obra en nosotros nos parece bien difícil a veces. Santiago 1:2-4.

                        1.         Es no más “por un poco de tiempo.” 1 Pedro 1:6.

                        2.         Todo las cosas nos ayudan bien, para que seamos “hechos conforme a la imagen de Su hijo.” Romanos 8:28.

                        3.         1 Pedro 5:10. “ 10Mas el Dios de toda gracia, que nos llamó a su gloria eterna en Jesucristo, después que hayáis padecido un poco de tiempo, él mismo os perfeccione, afirme, fortalezca y establezca.

 

IV.      La transformación final.

            A.        1 Corintios 15:51-58.

            B.        Filipenses 3:20-21.


Conclusión. Hebreos 13:20-21. “20Y el Dios de paz que resucitó de los muertos a nuestro Señor Jesucristo, el gran pastor de las ovejas, por la sangre del pacto eterno, 21os haga aptos en toda obra buena para que hagáis su voluntad, haciendo él en vosotros lo que es agradable delante de él por Jesucristo; al cual sea la gloria por los siglos de los siglos. Amén.” La palabra aquí que es traducida “aptos” es la misma palabra en el griego que está traducida “perfecto” en muchas otros lugares en el Nuevo Testamento.


                                    Que Dios siga bendiciéndoles ricamente. Su servido. Jim Culpepper